El gobierno británico amnistiará a los gays condenados por homosexualidad

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

El gobierno británico amnistiará a los gays condenados por homosexualidad

[blogMensGo, blog gay del 23-10-2016] John Kevin Sharkey ha presentado ante la Cámara de los lores una enmienda legislativa que pretende acordar una amnistía, con frecuencia póstuma, para los hombres gays y bisexuales condenados por delitos sexuales – suprimidos ya del código penal – entre personas que dieran su consentimiento. La enmienda, que cuenta con el apoyo del gobierno, se llama « ley Turing », en homenaje al matemático gay Alan Turing, indultado ya – con disculpas públicas – a título oficial en 2013.

[Actualización del 03-02-2017. La ley Turing ha entrado en vigor. Lee la información al final del artículo]

Los « actos homosexuales » fueron despenalizados en 1967 en Inglaterra y en el país de Gales (Sexual Offences Act 1967), al menos entre los civiles de más de 21 años. La despenalización data de 1980 en Escocia y de 1982 en Irlanda del norte.

La ley Turing quiere enmendar un proyecto de ley sobre el mantenimiento del orden y de la criminalidad (policing and crime bill), discutido desde febrero de 2016 en la cámara alta del Parlamento británico. La futura ley Turing solo será aplicable en Inglaterra y el país de Gales, porque el Parlamento británico no tiene ninguna competencia en el dominio jurídico de Escocia e Irlanda del norte.

Aquí debajo, una entrevista al magnífico George Montague, de 93 años, condenado en 1974 por actos homosexuales. Rechaza categóricamente cualquier indulto o amnistía y prefiere las disculpas, porque solo los culpables pueden ser amnistiados, no los inocentes:

Alan Turing, que se suicidó en 1954 tras ser condenado en 1952 por un acto homosexual, fue indultado a título póstumo en 2013. La redacción de la enmienda que lleva su nombre es el resultado de una petición lanzada en 2015 para ampliar la amnistía al conjunto de los gays y bisexuales injustamente condenados a causa de su homosexualidad o bisexualidad, a pesar de que las relaciones heterosexuales con consentimiento no hayan sido objeto de condena alguna. Entre los 640 000 firmantes de la petición figura el nombre de Benedict Cumberbatch, intérprete de Turing en el biopic The Imitation Game.

La enmienda presentada por lord Sharkey estipula que las condenas por delitos sexuales entre personas gays o bisexuales con consentimiento serán automáticamente amnistiadas si esos hombres han fallecido.

Hasta el momento, los hombres condenados por relaciones homosexuales debían presentar una solicitud en el ministerio del Interior (Home Office) para que la condena desapareciera de sus antecedentes penales. La ley Turing prevé desde ahora una amnistía automática si el ministerio reconoce que el delito o crimen en cuestión (gross indecency o sexual offence en inglés, es decir indecencia grave u ofensa sexual) ya no es competencia del código penal.

Una amnistía automática bajo solicitud individual, pero no una amnistía general. El gobierno británico ha negado su apoyo a la enmienda propuesta por John Nicolson, que proponía a los supervivientes una amnistía a la vez general y automática. Oficialmente, el rechazo gubernamental se basa en el temor a amnistiar algunos crímenes sexuales todavía condenables según la legislación actual, por ejemplo los casos de violación o pedofilia – pese a que el texto de Nicolson prohíbe explícitamente toda amnistía para esas condenas.

Lord Sharkey calcula que 65 000 gays y bisexuales han sido abusivamente condenados por relaciones homosexuales, de entre los cuales 15 000 aún viven.

Numerosos gays y bisexuales condenados en el pasado estiman, al igual que George Montague (cf. vídeo de arriba) que un indulto o una amnistía resultan infundados, ya que no ha habido ni crimen ni delito. El gobierno debería por tanto, según ellos, presentar sus disculpas, incluso una indemnización por condena abusiva, ya que se amnistía o indulta a culpables y no a inocentes.

Actualización del 03-02-2017. El texto de la ley Turing entró en vigor el pasado 31 de enero de 2017 (fuente: BBC.com del 31-01-2017). Esta medida autoriza el indulto a título póstumo de los gays y bisexuales condenados por delitos y crímenes sexuales que hoy en día no son en absoluto reprensibles con respecto a la ley. En cambio, los hechos que todavía constituyen crímenes o delitos (relaciones con menores, violaciones, acoso sexual, etc.) no están recogidas por la ley Turing, por tanto no pueden ser amnistiadas por este procedimiento.

El indulto póstumo podría aplicarse a unos 49 000 homosexuales ya fallecidos. Los 15 000 condenados que aún viven deben sin embargo hacer una petición explícita de indulto, ya que el procedimiento no es automático. El indulto y la anulación de la causa penal les serán concedidos tras una inspección.

Peter Tatchell, militante por los derechos LGBT, denuncia diversas carencias de la ley Turing. Aunque reconoce que es indispensable, si bien demasiado tardío, Tatchell opina que el texto no es suficientemente claro en cuanto a las modalidades de petición de indulto póstumo. Ignoramos si solo la familia del fallecido puede pedir el indulto (en ese caso, habrá muchos fallecidos cuyas familias no sigan con vida) o si todas las personas interesadas (por ejemplo amigos o personas cercanas) pueden también hacer una petición en nombre del fallecido.

Uno de los principales problemas, señala Peter Tatchell, es que numerosos hombres condenados antaño por su homosexualidad fueron rechazados y repudiados por su propia familia.

Philca & carram / MensGo
Fuente principal: BBC, 20-10-2016.

No hay comentarios

Agregar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This Blog will give regular Commentators DoFollow Status. Implemented from IT Blögg