Matrimonio homosexual en Australia: casi 400 bodas en un mes

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Matrimonio homosexual en Australia: casi 400 bodas en un mes

[blogMensGo, blog gay del 02-03-2018] En el transcurso del primer mes desde la legalización del matrimonio entre personas del mismo sexo en Australia, es decir desde el 9 de enero hasta el 7 de febrero de 2018, se casaron en la isla unas 370 parejas de gais y lesbianas. Las primeras cifras oficiales no tienen en cuenta las excepciones anteriores a la legalización, lo que permite imaginar un total cercano a los 400 matrimonios homosexuales. Se trata solo del número de matrimonios registrados; la cifra real es sin duda superior, ya que la ley australiana otorga a los cónyuges dos semanas para registrar el matrimonio tras la celebración.

El 18 de mayo de 2018, Tamworth será la capital mundial del matrimonio homosexual gratuito. 🙂 ©destinationtamworth.com.au

Primeras estadísticas del matrimonio homosexual en Australia

Suponemos que el número de matrimonios homosexuales habrá subido el día de San Valentín (14 de febrero). Destacar que este año, el Mardi Gras (Martes de Carnaval) se celebraba justo la víspera, es decir el 13 de febrero de 2018. Pero en Australia, el Mardi Gras es sobre todo sinónimo de Sydney Gay and Lesbian Mardi Gras, es decir tres semanas de fiesta, del 16 de febrero al 4 de marzo de 2018, cuyo punto álgido será el desfile de mañana, 3 de marzo, que celebrará este año su cuadragésima edición. Sin duda ese día Sídney registrará un pico de matrimonios homosexuales.

Los 24,60 millones de australianos están diseminados en los seis estados y tres territorios de un país grande como un continente. ¿El número de matrimonios entre personas del mismo sexo es proporcional al número de habitantes? Examinemos para empezar la distribución demográfica (aquí falta el Territorio de la Bahía de Jervis).

Población (en millones de habitantes, estimación del 30 de junio de 2017)

  1. Nueva Gales del Sur (7,86)
  2. Victoria (6,32)
  3. Queensland (4,93)
  4. Australia Occidental (2,58)
  5. Australia Meridional (1,72)
  6. Tasmania (0,52)
  7. Territorio de la capital (0,41)
  8. Territorio del Norte (0,25)

Número de matrimonios homosexuales del 9 de enero al 7 de febrero de 2018 (y porcentaje aproximativo en comparación con el número total de matrimonios)

  1. Nueva Gales del Sur: 142 (9 %)
  2. Victoria: 88
  3. Queensland: 61
  4. Australia Occidental: 45 (6,6 %)
  5. Australia Meridional: 25
  6. Tasmania: 10

Como puede verse, se respeta el orden demográfico, pero la proporción de matrimonios homosexuales varía enormemente de un estado a otro. Victoria y Queensland registran así un número de matrimonio homosexuales inferior a su peso demográfico respectivo. Quizá se deba al efecto Sídney. Ya que esta metrópolis eminentemente friendly ha hecho de todo para seducir a los visitantes LGBT – cf. en particular los memorables fuegos artificiales arcoíris del 1 de enero.

En Queensland, casi dos tercios de los matrimonios entre personas del mismo sexo celebrados durante el primer mes fueron de parejas de lesbianas. Y en San Valentín ya se habían casado allí 96 parejas homosexuales y otras 45 habían solicitado una licencia matrimonial para 2018.

Recordamos que Queensland ofrece certificados de matrimonio de coleccionista durante todo el año 2018, incluidos los matrimonios homosexuales.

Algunas anécdotas del matrimonio homosexual en Australia

Por increíble que pueda parecer, el matrimonio entre personas del mismo sexo ha entrado ya en las costumbres australianas. En toda su banalidad y en todos sus excesos; al mismo nivel que el matrimonio heterosexual.

¡Venid, es gratis!

Varios municipios militantes han ofrecido de manera gratuita lugares públicos – parques o espacios municipales con vocación comunitaria – a las parejas del mismo sexo que desearan casarse allí. De este modo, en Nueva Gales del Sur, las ciudades de Sídney y Newcastle han ofrecido espacios de celebración para matrimonios de gais y lesbianas. Una veintena de parejas homosexuales se aprovechó de esa ventaja desde el primer mes en Sídney, aunque la oferta de Newcastle tuviera una menor acogida.

Los proveedores especializados en matrimonios también registraron un pico de peticiones por parte de parejas del mismo sexo que se pusieron en contacto con ellos nada más conocerse el resultado positivo del referéndum postal. Queda por saber si ese pico de peticiones fue efímero o si el mercado del matrimonio homosexual es susceptible de inflar de manera duradera las estadísticas de la profesión. Lo sabremos de manera más detallada con las cifras del conjunto del año 2018.

Un matrimonio homosexual en Tamworth el 18 de mayo de 2018

En Nueva Gales del Sur, al menos cinco proveedores especializados participarán el mismo día (18 de mayo), en la misma ciudad (Tamworth) del mismo estado australiano (Nueva Gales del Sur), en el mismo matrimonio homosexual. Ignoramos de momento si se tratará de un matrimonio de gais o de lesbianas, y qué pareja se beneficiará de ello.

Cuando decimos que se beneficiará, hablamos de manera literal, puesto que se trata de un regalo valorado en 4000 dólares australianos, es decir 2544 euros. La idea proviene de la fotógrafa Donna Pollock, que se ha « asociado » para la ocasión con otras cuatro profesionales del matrimonio: Katie Player, Eliza Fagan, Bec Wherritt y Candice Clifford. Las cinco militan a favor del matrimonio homosexual.

Pero ¿por qué el 18 de mayo de 2018 y no otro día? Pues porque es el único día del año para el que las cinco profesionales no tenían todavía ningún compromiso laboral. Por tanto, ese día ofrecerán la sala de la recepción, la decoración, las flores, la ceremonia y las fotos a la pareja ganadora del sorteo.

La celebración del sorteo estaba prevista para San Valentín, pero la identidad de la pareja ganadora no ha sido divulgada.

El gran día es una montaña rusa de emociones

El premio al matrimonio australiano más original se lo llevan Logan Stojcevski y John Woods. Estos jóvenes de 32 y 35 años respectivamente se dieron el “sí, quiero” en una montaña rusa californiana. La ceremonia tuvo lugar en lo más alto de una montaña rusa, en el parque de atracciones de Six Flags Magic Mountain, situado en Santa Clarita, en California.

La pareja, originaria de Wollongong, en Nueva Gales del Sur, logró convencer a quien oficiaba la ceremonia, situado justo detrás de ellos, y a los dos testigos del enlace. Suponemos que todos los participantes recibieron, antes de subir a bordo, bolsas de papel para poder vomitar el desayuno. Porque, locura total, este matrimonio estaba programado para las 10.20h de la mañana.

¿Cómo? Pues el vídeo de aquí debajo muestra cómo fue:

No es fácil fotografiar una boda así. Por suerte, los drones no tienen vértigo.

Matrimonio gay en lo alto del Sydney Harbour Bridge

Warren Orlandi y Pauly Phillips se casaron ayer, 1 de marzo de 2018, en presencia de sus familiares y amigos, sobre el Sydney Harbour Bridge (puente de la bahía de Sídney). No en el carril principal, situado a 49 metros de altura sobre el nivel del mar, sino en lo alto del arco del puente, a 134 metros de altura.

No se trataba solo de celebrar la 40ª edición del Sydney Gay and Lesbian Mardi Gras, que se celebra mañana. El lugar tan poco habitual para la ceremonia pretendía también desafiar las leyes de la gravedad. Los dos hombres se conocieron en un seminario para personas obesas. En 2013, cuando pesaba 370 kilos, Warren Orlandi se prometió que subiría a lo más alto del puente. Para eso primero tenía que adelgazar. Aunque todavía padece sobrepeso y a su esposo le sobran también algunos kilos, Warren pesa actualmente 250 kilos menos que hace cinco años.

BridgeClimb Sydney, especialista en excursiones organizadas a lo alto del puente, afirma que este lugar ha sido testigo de 4000 pedidas de mano y que el primer matrimonio celebrado allí tuvo lugar el 3 de junio de 2008. Pero, en el caso de Warren Orlandi y Pauly Phillips, se trata del primer matrimonio homosexual en lo alto del puente.

Tanto los cónyuges como los testigos y el encargado de oficiar la ceremonia se pusieron para la ocasión el atuendo reglamentario para este tipo de experiencia. Así que nada de traje tres piezas, sino un mono azul y un arnés de seguridad. Hay que decir que hubo un invitado de excepción a la boda: el viento.

Así fue el evento:

Philca & carram / MensGo

No hay comentarios

Agregar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This Blog will give regular Commentators DoFollow Status. Implemented from IT Blögg